imagen cabecera entradas

Mi perro bebe agua de la piscina

mi-perro-bebe-agua-de-la-piscina

Mi perro bebe agua de la piscina

Con la llegada del verano y las complicaciones de la pandemia, muchas familias han optado por instalar una piscina desmontable en casa o utilizar la piscina del jardín. Para saber qué hacer si mi perro bebe agua de la piscina te aconsejamos seguir leyendo.

Aunque a tu perro no le guste nadar en la piscina, es posible que beba directamente de la piscina y eso puede ocasionar algunos problemas causados por el cloro. Que se usa para tratar el agua de la piscina. Acude al veterinario de Granada más cercano, como a la Clínica Veterinaria Alcazaba, para tratar una posible intoxicación por cloro de tu perro.

¿Qué síntomas tiene la intoxicación por cloro?

  1. Náuseas y vómitos. Si tu perro bebe agua de la piscina el cloro que contiene pasa a su estómago, donde causa malestar, náuseas y vómitos. Este síntoma es el más inmediato.
  2. Diarrea. Cuando el perro bebe poca agua de la piscina, el cloro no es suficiente para causar un vómito. Pero puede crear otros problemas. La diarrea continuada podría ser un síntoma. También lo es una decoloración de las heces del perro. Es decir, el cloro blanquea las heces del perro.
  3. Malestar y falta de apetito. La intoxicación leve por cloro en perros causa malestar en el estómago. Por lo que el animal pierde el apetito.
  4. Presencia de ampollas en la boca y lengua. Cuando la concentración de cloro es alta o el perro bebe mucha agua de la piscina se pueden crear heridas químicas. Las encías, los labios, la lengua y el paladar son las partes más sensibles de la boca.
  5. Ataques de tos. Si el cloro pasa a las vías respiratorias puede causar daño en los pulmones. En casos extremos podría llegar a causar un edema pulmonar.

Otros problemas con el cloro

El agua de la piscina no solo causa daño si la bebe. También puede causar daño cuando se baña en la piscina. Lo normal es que cause daño en las mucosas, en los ojos o la piel.

Medidas para evitar que mi perro beba agua de la piscina

  1. Proporciona una fuente de agua fresca y de fácil acceso. Si tu perro tiene un lugar donde beber agua fresca no tendrá necesidad de beber de la piscina.
  2. Utiliza premios cuando tu perro utilice su bebedero. Además de tener una fuente de agua cerca, es bueno reforzar positivamente que tu perro utilice su bebedero.
  3. Tapa la piscina cuando no la estés utilizando. Si tu perro está en el patio o jardín de manera habitual es imprescindible que tapes la piscina para evitar que el perro beba de la piscina.
  4. Vigilancia y paciencia. Es importante vigilar a tu mascota cuando se usa la piscina. Aunque no se esté bañando. Si quiere beber de la piscina, evita que beba agua y recompensa que utilice el bebedero.

 

 

 

 

 

Búsquedas relacionadas: veterinario granada, veterinario en granada, clinica veterinaria granada, mi perro ha bebido agua con cloro, que pasa si mi perro bebe agua con lejía, mi perro ha bebido agua con detergente, se pueden bañar los perros en la piscina, beber lejía diluida en agua perro, que pasa si un perro bebe agua con amoniaco, mi perro ha bebido agua con lejía, perro piscina.

<< Viajar con mascotas

Gatos con vómitos >>