imagen cabecera entradas

Hallan genes que determinan que un perro sea atlético

genes perros atléticos clinicas veterinarias granada

Genes perros atléticos

59 genes perros atléticos.  La diferencia entre los perros atléticos y no atléticos parece ser que están en 59 genes. Estos están estrechamente relacionados con la frecuencia cardiaca o fuerza muscular. Con estos descubrimientos se puede llegar a conocer la genética atlética en humanos. Si su perro ya no quiere hacer ejercicio y no corre como antes acuda a su veterinario Granada de confianza para comprobar que no sufre ninguna enfermedad.

Hay razas de perros que tienen más predisposición genética a ser más atléticos que otras. Esto esta basado en unos estudios realizados en la Universidad de Maryland. La investigación se llevó a cabo comparando genética entre perros atleta con los que no los son.

El estudio se realizó con 21 perros de razas consideradas deportivas como retrievers, setter o pointer. Se comparó los ADN con los de 27 perros de nueva raza terrier. Todos los estudiados se sometieron a una prueba de agilidad que consistía en una carrera de obstáculos lo más rápido posible. Los más veloces fueron las razas border collie y los sheltie, los más lentos, bulldogs, los mastines y los terranovas.

La conclusión a la que se llegó en el estudio fue que las diferencias entre las razas de perros residían en 59 genes. Genes ligados a la frecuencia cardiaca, flujo sanguíneo, fuerza muscular o percepción del dolor. Hubo un gen denominado Robo1 el más destacable ya que esta encargado de la capacidad de aprendizaje. A veces es más importante el aprendizaje mental que las características físicas en la agilidad.

Relaciones con la raza humana

Estos descubrimientos para los investigadores suponen un antes y un después. Ya que podrían ayudarnos a comprender que hay una base genética en las aptitudes atléticas de las personas.

También la ciencia confirma mediante estudios que los canes y los humanos compartimos genes. Las investigaciones fueron llevadas a cabo por una universidad sueca. Analizaron 500 perros de raza Beagle. Y cuantificaron mediante grabaciones por vídeo las predisposiciones de estos perros al contacto físico con sus dueños. La tarea que se les asigno es abrir una tapa cerrada herméticamente para recoger el premio de su interior.

Los investigadores realizaron un estudio completo de asociación del genoma. Se analizan profundamente los genes. Cuyos resultados es que aquellas mascotas que buscaron un contacto humano más intenso eran tenían más variantes genéticas compartidas.

BUSQUEDAS RELACIONADAS: clinica veterianaria, veterinario granada,

<< Aves y sus plumas ¿Para qué las usan?

Medusas, algunas curiosidades >>